Consejos para optimizar la dosis de productos fitosanitarios

La aplicación de productos fitosanitarios (plaguicidas, herbicidas,…) en los cultivos es una práctica que, con el paso del tiempo, se va optimizando cada vez más. Cuanto mejor ajustemos la dosis y más precisa sea ésta aplicación, menor será el coste y la contaminación de estos productos.

Consejos para optimizar la dosis de productos fitosanitarios

atomizadores

Siempre debemos buscar la eficacia y la eficiencia en los tratamientos. La eficacia para «mantener a raya» a los agentes que dañan los cultivos y eficiencia para aprovechar al máximo la aplicación de los productos. Para que todo esto sea posible es importante planificar los tratamientos con antelación y no dejarlo todo para el último momento.

Por ello, a continuación, vamos a ver los mejores consejos para conseguir optimizar dicha aplicación de productos fitosanitarios. Entre estos consejos veremos cómo elegir los productos, la dosis adecuada, cómo calibrar los equipos, cuándo es el mejor momento para tratar, etc. ¡Vamos a ello!

1. Elegir los productos fitosanitarios más adecuados

A la hora de elegir los productos fitosanitarios se deben de tener en cuenta, al menos, los siguientes puntos:

  • El producto no daña a nuestro cultivo. Parece lógico pero tenemos que verificar que el producto que utilicemos no sea tóxico para nuestros cultivos. Por el contrario, eliminaremos las plagas pero también nos cargaremos la cosecha.
  • Determinar si el tratamiento es efectivo contra el agente que causa daño al cultivo (plagas, enfermedades, malas hierbas,…). En ocasiones hemos visto como se utilizaban productos que no eran los más adecuados contra la plaga presente en el campo… Por ello, es fundamental asegurarse de que el producto es eficaz contra esa plaga o enfermedad. Por el contrario, afectará a la fauna auxiliar presente en las parcelas.
  • Conocer el espectro de acción (si actúa sobre un grupo amplio o reducido de agentes dañinos) y persistencia del tratamiento (el tiempo que permanece el producto).
  • El uso preferente de productos solubles sobre otros. El estado líquido es el medio más empleado gracias a su facilidad de aplicación y manipulación.
  • Productos que sean inocuos para las personas, animales y medio ambiente. Es fundamental que no dañen a la fauna auxiliar presente en las parcelas, ya que éstos enemigos naturales nos ayudan a controlar las plagas y enfermedades de los cultivos.
  • Utilización del producto según los principios de lucha integrada de plagas. Es decir, intentando reducir todo lo que se pueda la aplicación de fitosanitarios y promoviendo otros métodos de lucha alternativos. De esta manera reduciremos las consecuencias del empleo de estos productos.
  • Alternancia de diferentes productos para evitar la aparición de resistencias.
  • Elegir los coadyuvantes adecuados (tratamientos que ayudan a la solución del problema).

2. Determinar la dosis de aplicación del producto

La dosis de aplicación de un producto fitosanitario depende de diversos factores, entre ellos el tipo de cultivo, el estado de desarrollo del cultivo, el tipo de agente dañino, la densidad del agente dañino o el tipo de suelo.

En ocasiones, encontramos en trabajos, artículos, revistas la dosis expresada como dosis de la sustancia activa. Para calcular la dosis del producto comercial (en litros por hectárea) debemos de dividir la dosis de sustancia activa (en kilogramos por hectárea) entre la concentración de dicha sustancia activa en el producto (en kilogramos por litro).

Además, el cálculo de esta dosis dependerá de:

  • Densidad del agente que está causando daño al cultivo. A mayor densidad, mayor dosis.
  • Tipo de suelo. Por ejemplo, los herbicidas de preemergencia requieren mayor dosis cuando el suelo es más fuerte (mayor cantidad de limo y arcilla) o cuanto mayor es su contenido en materia orgánica.

3. Calibrar los pulverizadores y el tamaño de gota

Como hemos dicho anteriormente, planificar la aplicación de los productos fitosanitarios es fundamental. Dentro de dicha planificación se encuentra la regulación anticipada de los equipos para garantizar la dosis calculada y el tamaño de gota adecuado.

En Fitoliva, disponemos de la regulación electrónica para una mayor optimización de los equipos y eficaz pulverización. Última tecnología a tu alcance.

Elección de la maquinaria agrícola adecuada

Por supuesto, la elección de la maquinaria adecuada es uno de los primeros pasos antes de aplicar el tratamiento. Además, existen muchas herramientas de agricultura de precisión que pueden ayudarnos a optimizar dicha aplicación.

En Fitoliva, creamos nuestros equipos agrícolas con la máxima innovación en agricultura para obtener mejor rendimiento, facilidad y mejores resultados. Echa un vistazo a nuestros atomizadores

Calibrar los equipos pulverizadores

Recordemos «el artículo 8 y el Anexo II de la Directiva 2009/128/CE, de 21 de octubre, del Parlamento Europeo y del Consejo, que establece que para prevenir riesgos es necesario, entre otros requerimientos, utilizar equipos de aplicación de productos fitosanitarios que funcionen correctamente, garantizando la exactitud en la distribución y dosificación del producto, así como la no existencia de fugas en el llenado, vaciado y mantenimiento» (Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación).

Por todo ello, los pulverizadores deberán calibrarse anteriormente en función a las características propias de cada uno de los equipos.

Cómo elegir el tamaño de gota adecuado

En otras ocasiones ya hemos visto cómo el tamaño de las gotas tiene influencia en la eficacia del tratamiento.

La teoría es simple. Si las gotas son más grandes, el producto se adhiere a la superficie de las plantas sin llegar a cubrirla entera. Además, parte del tratamiento terminará en el suelo, contaminándolo. Sin embargo, si las gotas son más pequeñas la distribución será más adecuada, utilizando una misma dosis. Sin embargo, si las gotas son excesivamente pequeñas pueden evaporarse con mayor facilidad y desviarse con el viento.

Por todo ello, en función del problema que tengamos las gotas serán de un tamaño u otro. En el caso de herbicidas las gotas serán más grandes que en el caso de los insecticidas o fungicidas.

4. Cuándo aplicar el producto fitosanitario

Siempre nos preguntamos: ¿cuándo es el momento adecuado para aplicar el tratamiento?. Sin embargo, dicha pregunta está condicionada por varios factores (estadio de desarrollo del problema, momento del día, condiciones climáticas, etc).

A continuación vamos a ir viendo cómo influyen cada uno de estos factores en la aplicación del producto fitosanitario. De esta manera aprenderemos cuándo es el mejor momento para realizar dicho tratamiento.

 Temperatura adecuada

Generalmente se recomienda aplicar el productos cuando la temperatura se encuentre entre 8-25ºC. Por debajo de 8 grados, los principios activos de los productos no se absorben bien. Por encima de 25 grados hay mayor probabilidad de que el producto se evapore.

Viento

Si vemos que el viento es muy fuerte lo mejor será esperar y tratar en otro momento. Por el contrario, el viento desplazará gran cantidad de nuestro producto y perderemos rendimiento.

La velocidad de viento entre 0,9-1,8 m/s es lo idóneo para realizar los tratamientos.

Lluvia

No solo debemos de tener en cuenta las condiciones climáticas el día del tratamiento sino también las condiciones climáticas de los días de después.

Por ejemplo, los tratamientos herbicidas de preemergencia requieren lluvias posteriores para actuar. Por ello, sino llueve los días posteriores se recomienda dar un riego.

Por otra parte, si el producto actúa en la parte aérea será mejor que la lluvia ni se acerque durante el tiempo de absorción del tratamiento (aproximadamente de 1 a 6 horas). Si llueve antes de que el producto se absorba se producirá un lavado y, consecuentemente, tendremos que volver a tratar.

 Momento del día

Se recomienda tratar a primera hora de la mañana o al atardecer para evitar las altas temperaturas durante el día.

En Fitoliva podrás adquirir o renovar tu atomizador de arrastre, suspendido y bancadas de forma sencilla Disponemos de los últimos modelos de atomizadores, accesorios y servicio técnico postventa. Si necesita más información, no dude en llamarnos al 647 941 595 o enviando un email a fabrica@fitoliva.es Estaremos encantados de atenderle.

atomizadores

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies